Fundacion Alvargonzalez
 
Zona Privada
Acceso al área privada de la web

MATERIA CERÁMICA

MATERIA CERÁMICA

Desde que Dios, según el Génesis, formó al hombre de barro y soplando sobre él le dio vida, éste ha sido fascinado por la propia materia. Aunque, hecho a imagen y semejanza de Dios, al fin y al cabo también él, a su imagen, pretende darle vida.

Y sobre materia cerámica, básicamente compuesta de agua, de tierra, de fuego, de aire, elementos que para Empédocles de Agrigento constituyen la suma de los principios básicos de todo cuanto se forma y se desarrolla en este mundo, aquí nos llegan fundidos: barro, arcilla, esmaltes, aliados del fuego en el horno, presentes pues las fuerzas que los unen y/o los separan, el amor o el odio, afirmando la vida o la muerte según Empédocles.

Demócrito, por su parte, el primer científico materialista de la Historia, autor de la teoría de los átomos, enseña que las cualidades de la materia no son la materia en sí misma sino la impresión de nuestros sentidos. Para él no existen nada más que partículas indivisibles flotando en el espacio vacío, aunque en ocasiones estas partículas colisionan entre sí causando un movimiento turbulento del que resulta la creación de un mundo. Mundo cuya constatación se opera en nosotros.

Así pues será que en la consideración de lo artístico, pues no carecemos de sentidos para apreciar lo peculiar de lo bello o lo feo, lo expresivo o lo mudo, la proporción y el color y el movimiento, debemos dejar que ellos nos instruyan el espíritu, pura materia también para Democrito aunque constituída por átomos más ligeros y dinámicos, y que nos guíe el instinto para escuchar las sugerencias: el sentimiento de búsqueda, en alusión al pasado, la progresión implacable del futuro o la tensión del presente en la límpida posición de un jaque... inmanencia del tiempo en la utilización de los símbolos de referencias mitológicas, signos de la saludable pesencia de la cultura que permanece apoyándose en los materiales primigenios más nobles, la tierra, el aire, el fuego, el agua... Pues tal vez en esto continuamos reconociéndonos como el primer ser humano del Génesisque observa, como en su hokkú el poeta TEIKA: «Va persiguiendo/ pétalos de cerezo/ la tempestad».

Rosa Espada

Alberto Rivas (Gijón, 1968)

Se forma como ceramista en el Taller Escuela TEXTURA de Gijón, codirigido por Jesús Castañón y Antonio Soriano, participando en diversos cursos en el ámbito de la International Ceramic Workshop, impartidos entre otros or Emidio Galassi, Arcadio Blasco y Mirta Moriggi.

Es seleccionado, entre otros, para el Concours International de Cèramique PRIX DE LA VILLE DE CAROUGE (Suiza 1993) y el Certamen Nacional de Cerámica ciudad de Talavera (Talavera de la Reina, Toledo 2000).

En 1999 obtiene el primer premio en el I Concurso de Artesanía Asturiana, organizado por el Sindicato de Artesanos de Asturias.

 

Oficinas

Claudio Alvargonzález, 16, 1º
33201 Cimadevilla - Gijón
Asturias

Horario
L-V 9:00-13:00/16:00-19:00
S-D Cerrado

Sala de exposiciones

C/ Óscar Olavarría, 11 Bajo
33201 Cimadevilla - Gijón
Asturias

Horario
L-V 12:00-13:30/18:30-21:00
S-D 12:00-13:30

Sede fundación

C/ Tránsito de la Corrada, 1
33201 Cimadevilla - Gijón
Asturias

TEL. 985341826

EMAIL

correo@fundacion-alvargonzalez.com